La compañía, British Airways ha anunciado el pago de una multa de 204 millones de euros, ya que el año pasado se produjo el robo de miles de datos de usuarios de la compañía.

La compañía, se ha apresurado a decir que va a apelar la decisión del Organismo Británico de Protección de Datos, o ICO, por estar en contra de ella. Según, Alex Cruz, Presidente de British Airways, en una investigación interna no encontraron pruebas de actividad fraudulenta en las cuentas afectadas en el robo, es decir, a pesar del robo no hubo consecuencias graves con los datos robados.

Tenemos que explicar, que en 2018 unos ciberdelincuentes robaron datos de 380000 tarjetas de pago. Al contrario de lo que explica la compañía, según el Organismo Británico de Protección de Datos, 24400 tarjetas sí se vieron afectadas directamente ya que en el robo; se sustrajo nombre, direcciones, emails y datos bancarios. Incluso, antes de que se denunciara el ataque, entre el 21 de abril y el 28 de junio ya se robo los datos de 185000 clientes. 

Para evitar la multa, millonaria que les acaban de imponer la compañía en septiembre dijo que iba a compensar a los viajeros del robo de datos, sin embargo, este lunes aludiendo a su informe interno dijeron que no iban a compensar a nadie ya que no eran conscientes de robo de dinero a ningún cliente. Con lo que, la multa impuesta es en datos de la compañía el 1,5% de la facturación anual de British Airways

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here